Maduro: medidas contra desabastecimiento

CARACAS, Venezuela (AP) — El presidente venezolano Nicolás Maduro anunció el miércoles su decisión de reordenar y ajustar todos los organismos y mecanismos del estado que administran los controles de divisas y precios vigente desde hace más de 10 años.

Dijo que la decisión es un esfuerzo para combatir "la especulación y el acaparamiento" que según el mandatario sería la punta de lanza de una "guerra económica" en contra su gobierno.

Maduro hizo su anuncio en medio de severas dificultades de abastecimiento de algunos alimentos y productos básicos como el papel higiénico que incluso han sido reconocidas por el Banco Central de Venezuela. Este registró un índice de escasez en agosto de 20%, una de las tasas más altas que se ha alcanzado desde que se comenzó a difundir el indicador en 1990.

La medida busca "estabilizar la producción, el sistema de logística y transporte, el abastecimiento de productos, el comercio, el sistema de divisas y las exportaciones del país", dijo Maduro en un mensaje a la nación.

Maduro ha dicho que nuevas regulaciones son necesarias para combatir la corrupción y lo que ha denominado la "guerra económica" que, según él, empresarios y sus adversarios han desatado para "desestabilizar" al gobierno.

Los dirigentes empresariales han rechazado los señalamientos y han planteado que las fallas en el abastecimiento son consecuencia de la reducción de la entrega de las divisas oficiales que ha afectado la importación de materias primas, equipos y repuestos, así como por las distorsiones generadas por una década de controles de precios y de cambio que han hecho caer la producción.

Venezuela mantiene desde febrero de 2003 un control sobre el tipo de cambio y todos los importadores están obligados a recurrir al gobierno para obtener las divisas oficiales que se cotizan a la tasa de 6,30 bolívares fuertes por dólar. El precio oficial del dólar es actualmente es 6,30 bolívares, pero su valor en el mercado paralelo se cotiza a más de siete veces.

Voceros del gobierno han admitido que el mercado paralelo está generando fuertes presiones en la economía y la inflación. En los últimos 12 meses, los precios han crecido 49,4%, la tasa más alta en más de una década.

El gobernante consideró que "el respeto del sistema de fijación de precios" es vital para lograr "un punto de equilibrio" en el consumo.

"En base a la ley, pero de manera contundente... vamos a una gran operación cívico-militar que va a recorrer toda la patria, vamos hasta el último nivel de la cadena distribución del país... vamos a ir a cada almacén para ver porque tiene acaparado" productos de primera necesidad, insistió.

"Esto no es una bravuconada. No, no. Aquel que este robando al pueblo, dónde esté, lo vamos a encontrar", insistió.

El gobernante además anunció la creación del llamado Centro Nacional de Comercio Exterior, que dirigirá la política de administración de divisas, de importaciones y de estímulo de las exportaciones.

Maduro señaló que todos los organismo vinculadas con la administración estatal divisas serán dirigidas por el Centro para hacerlas más eficientes y evitar que los agentes económicos cometan irregularidades.

Señaló que las autoridades han detectado "una sobrefacturación de 30% y 40%" en el sector privado. Son 10.000 millones de dólares que se pueden invertir en el sector público".

Como complemento ordenó la revisión a fondo de todas empresas privadas registradas para la adquisición de divisas.

"Vamos a hacer un nuevo Rusad (un nuevo registro)... bien exigente para acabar con cualquier elemento perturbador" en los precios de los bienes importados, enfatizó.

Venezuela es altamente dependiente de las importaciones, las cuales suplen más de la mitad de los alimentos procesados que se consumen en el país, según cálculos de la encuestadora local Datanálisis. Durante el 2012 las importaciones alcanzaron casi los 60.000 millones de dólares.

Loading...

Friend's Activity